Conexiones genéticas bizarras: dedo índice más largo que el anular indica resistencia a cáncer de próstata

¡Compártelo!
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Los genes HOX se “inventaron” hace muchos cientos de millones de años, y cumplen una función básica: activarse dependiendo del lugar espacial en concreto dentro del cuerpo del animal. Son la clave para que cada órgano esté en su sitio, o más correctamente, en su “segmento”. Aunque en los gusanos los segmentos son muy claros, no lo están tanto en los humanos, pero el legado genético está ahí y el patrón es similar (los segmentos repetidos de un cienpiés, las vértebras de una columna vertebral, etc…).

Por lo tanto, la familia de genes HOX afectan a todo el cuerpo de un animal, de distintas formas en cada una de las partes. En un estudio reciente se ha encontrado que dos de estos genes, los HOXA (cromosoma 7) y los HOXD (cromosoma 2), entran en juego en el desarrollo de, entre otras, dos partes del cuerpo: los testículos, y los dedos de la mano. En concreto, los dedos índice y anular.
Y como los testículos generan la testosterona, se han buscado todas las relaciones posibles entre los tamaños relativos de esos dos dedos, y cosas que en principio podrían estar relacionadas con dicha hormona tan dispares como las notas obtenidas en los exámenes, la calidad del semen, la personalidad o las habilidades deportivas.
Todas esas relaciones se publicaron en revistas científicas como ciertas en un primer análisis. Pero no resistieron posteriores estudios y ahora se dan como inciertas.
Sin embargo hay un estudio que parece que sí resiste (por ahora) las estadísticas: la resistencia al cáncer de próstata. Analizando a 1500 hombres con dicho cáncer y 3000 hombres al azar, se ha encontrado que en hombres jóvenes aquellos con el dedo índice más largo que el anular tenían un 87% menos de probabilidades de sufrir cáncer. A partir de 60 años disminuye la diferencia pero aún así existían un 33% menos de probabilidades. Y por bizarra que parezca la relación entre una cosa y otra, se ha demostrado que la conexión existe a través de los genes HOX que menciono arriba.
Si algo nos demuestran los genes es que cada uno de ellos sirve para muchas cosas distintas, en lugares del cuerpo distintos y en distintas etapas de la vida.

¡Compártelo!
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
Etiquetado con: ,